EEUU, un país de insectos

Cada vez más lástima me da ese país que presume ser la potencia mundial, cuando en realidad, vemos que más que un país con personas termina siendo un país de máquinas, de insectos. Un país en el que importa más el dinero que las personas, un país en el que el objetivo es joder y dar la espalda al prójimo siempre y en todo lugar (véase huracán Katrina).

También salta a la vista el bajo nivel de culturización presente en dicho país (casi de país tercermundista), un lugar donde se vive para la especialización, es decir, para ser máquinas que hagan muy eficientemente un trabajo y sean inútiles para casi todo lo demás… quizás haya alguna persona cuerda que este a favor de esta ideología, pero me resulta difícil de creer. Y yo no digo que no haya que especializarse, por supuesto que sí, pero no en cierta medida.

Os dejo este artículo que he visto publicado en Microsiervos el cual está extraido de un libro del escritor norteamericano Robert A. Heinlein

"Un ser humano debería ser capaz de cambiar un pañal, planear una invasión,
despiezar un cerdo, ensamblar una barca, diseñar un edificio, escribir un
soneto, hacer un balance, levantar una pared, expresarse en otro idioma,
remendar un hueso roto, confortar a un moribundo, obedecer órdenes, dar órdenes,
cooperar, actuar en solitario, resolver ecuaciones, analizar un nuevo problema,
esparcir estiercol, manejar un ordenador, cocinar una comida sabrosa, sufrir con
entereza y luchar eficientemente. La especialización es para los
insectos.
"

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.